Influencias

domingo, 20 de enero de 2008

MIKE (SUMMER 78 - YANN TIERSEN.MP3)


powered by ODEO


Él era una persona gris, sin vida, sin motivación por nada, salvo ocupar oxígeno.
Nació el año del perro en el horóscopo chino.
Cuando él vino al mundo, se jugaba la copa del mundial de fútbol en España,
el peruano Javier Pérez de Cuéllar asumió la Secretaría General de la ONU,
unos físicos de Stanford University descubrieron un monopolo magnético, al menos eso decían (lo que sea que eso signifique),
hubo 84 muertos por una tempestad en las costas de Terranova, Canadá.
La URSS lanzó la estación espacial MIR,
las tropas de Israel invadieron Líbano y llegaron hasta la capital Beirut,
y salió a la venta el disco "The Number of the Beast", de Iron Maiden.

Él nunca hablaba, a menos que fuera estrictamente necesario.
No tenía amigos, sólo conocidos.
Salia a caminar solo por las noches, porque detestaba el sol y así no tenía que encontrarse con nadie, especialmente conmigo.

Él era una persona sombría, gris y todo lo veía negro,
porque todos sus proyectos y sus pensamientos tenían relación con la muerte.
La única forma de conocerlo era a través de una pantalla, porque construyó una muralla que lo separaba del resto del mundo, como una burbuja. Como si nadie fuera digno de acercarse a él o simplemente, porque tenía miedo.
Sólo él tenía esa respuesta.

Él no creía en nada ni nadie que no fuera Dios (y me tenía lástima por no creer),
ni siquiera en MAGIA,
pero él no sabía que la tenía, mostraba su magia cada vez que sonreía.
De ese modo yo sabía que el mundo seguía su curso normal, aunque eso no me beneficiara directamente a mi.
Su sonrisa era capaz de iluminar habitaciones y mi día,
aunque fuera una persona gris,
porque él ignoraba por completo que tenía magia y la regalaba al mundo sin querer.
Yo lo veía desde mi ventana todas las noches,
cuando salía a caminar.
Él tenía magia.

14 comentarios:

  1. Soy un amante de la noche frustrado. Me gusta la noche, porque está más fresco, porque hay menos gente, pero temo salir.

    ResponderEliminar
  2. bueno. la persona es una nihilista nacida en 1982-

    ResponderEliminar
  3. y quien es?



    saludos
    y
    mil besitos*

    ResponderEliminar
  4. Bueno...dicen por ahí que la magia parte por creer...bien rara la historia, pero me gustó bastante, y concuerdo con Papelucho..definitivamente es un nihilista nacido en 1982.-

    Cuídate.-

    ResponderEliminar
  5. Me gusta la noche...
    Me gusta también la magia, es increible pero las personas que las poseen nunca se dan por enteradas...
    me encanto el relato
    besotes
    y esas peliculas están pendientes.
    saludines

    ResponderEliminar
  6. esas sonrisas esquivas, que aparecen poco, pero por lo mismo, cuando aparecen son de verdad. Eso es lo que las hace especiales creo yo...

    es rico hacer sonreir a esas personas que parecen no querer al mundo...

    ResponderEliminar
  7. no se por que creo conocer la historia...es aquel personaje???

    mira tu....

    besos mi yegua qerida!!

    ResponderEliminar
  8. Hay días en que me identifico con el Gris...

    Saludos y para caminar sin duda de noche la está llevando

    ResponderEliminar
  9. Anónimo12:53

    yo se de que sonrisa magica surgio ese cuento y conoci tambien esa ventana buenisimo tu cuento. salamaleicon

    ResponderEliminar
  10. Hola como te ha ido espero que estes bien pase aca para saludarte.

    salu2, tinterillo

    ResponderEliminar
  11. ha de ser un gótico, asi como está el verano salir de día con abrigo largo y botas es un suicidio.

    veo que te agrada Wes Anderson, supongo que irás a the Darjeeling Limited

    saludos
    Casimiro B.

    ResponderEliminar
  12. wow, estoy recién retomando la lectura de blogs luego de las vacaciones y me encantó tu escrito, tener magia sin saberlo, que otros vean en ti una magia que uno desconoce... fascinante, te felicito, espero que estés súper bien y disfrutando el verano... cariños...

    ResponderEliminar
  13. Tal vez la magia está en los ojos que miran, capaces de ver luz en alguien gris, como lo describes.
    Sigue gustándome la frescura de tus escritos.
    Anto

    ResponderEliminar

Su comentario es mi sueldo.